Cómo tener y mantener uñas largas

Belleza, Uñas  / 

Tener uñas largas debería ser algo fácil, ¿no? Las uñas crecen naturalmente y sin que necesitemos hacer algo para eso, por lo que en teoría solo tenemos que esperar unas semanas y, ¡ala!, largas como las queremos.

Sin embargo, esto no funciona así. O por lo menos, no totalmente. Es verdad que las uñas crecen naturalmente, pero durante su crecimiento están sujetas a tantas agresiones que se rompen antes de alcanzar el largo que queremos o se quedan tan débiles que no tenemos otra opción que cortarlas.

Descubre ahora algunas costumbres y trucos que te ayudarán a tener y a mantener tus uñas largas y bonitas.

Cómo tener uñas largas: cuidados y mantenimiento

1. Corta las uñas cada dos semanas

Corta las uñas cada dos semanas

Puede parecer un disparate que para tener uñas largas las tengas que cortar, pero es verdad.

No hablamos de cortarlas totalmente, sino de recortarlas un poco, similar a lo que haces con las puntas abiertas en el pelo. Es normal que el borde de las uñas se quede progresivamente más débil y puedan generarse micro grietas por la utilización diaria que hacemos de las uñas y los constantes frotes y agresiones a las que están sujetas. Al recortar solo el borde estarás afectando solo mínimamente su largo, pero podrás estar previniendo que una grieta o su debilidad se propague.

2. No cortes ni tires de las cutículas

Las cutículas son una barrera natural contra la entrada de hongos y bacterias en las uñas. Al cortarlas, estarás rompiendo este escudo protector. Hidrátalas muy bien y, en el caso de que estén muy levantadas, opta por un líquido suave removedor.

3. Lima en una dirección

Lima en una dirección

Cuando moldees las uñas a medida que van creciendo, recuerda que debes hacerlo en una sola dirección. Si las limas hacia los dos lados puedes romper alguna de las capas del borde de las uñas y debilitarlas o crear un efecto sierra.

4. Aplica esmalte

Uno de los trucos para lograr uñas largas es mantenerlas pintadas frecuentemente ya que el esmalte funcionará como una capa extra. Así, si las rozas o las golpeas contra algo puede que el esmalte se estropee pero la uña natural estará protegida.

Eso sí, no olvides aplicar siempre un base coat antes del esmalte, para que este no manche las uñas ni debilite su capa superior.

Asimismo, no tires del esmalte para removerlo y opta por quitaesmaltes suaves sin acetona.

5. Evita los esmaltes con gel

Para tener uñas largas es imprescindible que las nutras e hidrates y, obviamente, que no utilices químicos fuertes que puedan dañar y debilitar las uñas. Los esmaltes con gel suelen ser más duraderos pero tienen dos inconvenientes.

El primero es la utilización de lámparas UV que une el esmalte a la uña, pudiendo así debilitarla. El segundo es que su remoción es más agresiva por el uso concentrado de acetona y quitaesmalte.

Incluso si tienes cuidado al remover el esmalte de gel y en su aplicación, siempre hay un daño mínimo sobre las uñas.

6. Protege las uñas

Protege las uñas

Si quieres tener uñas largas, el primer paso es protegerlas y cuidarlas para puedan crecer fuertes. No te muerdas las uñas y no las uses como herramientas para despegar o rascar algo. Utiliza siempre guantes cuando manejes líquidos o hagas tareas que impliquen frotar o contactar con superficies abrasivas.

En suma, ten los mismos cuidados para tener uñas largas que tendrías si simplemente las quisieras llevarlas bonitas.

7. Come sano

Un organismo sano se refleja en la belleza y fuerza de todo el cuerpo. Para tener uñas sanas, largas o cortas, es imprescindible que tengas una alimentación sana y variada.

Apuesta sobre todo en alimentos ricos en proteína (uno de los principales componentes de las uñas), en vitamina E, biotina y aceites grasos sanos.

Lee también: Tips infalibles para tener uñas bonitas

Alternativas: extensión de uñas

Si quieres tus uñas largas ¡ya! y no tienes tiempo a esperar que se crezcan, puedes siempre optar por aplicar extensión de uñas. Estas extensiones son preparadas con un tipo especial de gel endurecido o en acrílico.

Las versiones en gel suelen ser simultáneamente más flexibles y endurecidas, y deben ser aplicadas por un profesional para moldearlas correctamente. Ya las de acrílico pueden ser aplicadas en casa fácilmente y su textura es más similar a la de uñas falsas.

Si prefieres elegir llevar extensión de uñas, recuerda que estas pueden dañar la uña natural y debilitarla, por lo que debes hacer pausas entre las manicuras. Además, tardará más tiempo a que consigas lograr uñas largas naturalmente ya que tendrás que esperar a que la capa debilitada crezca de nuevo.

Compartir
deja tu comentario
Artículos Relacionados

Las bases de maquillaje son un producto fundamental para ocultar imperfecciones y crear un lienzo...

Ya sueñas con las vacaciones, con los días soleados y relajantes entre amigos y familias y tus...

Las ojeras y las bolsas hinchadas por debajo de los ojos son una de las preocupaciones más comunes...

Sobre el autor

Ávida consumidora de cotilleos de celebridades y tendencias de la moda. Me encanta viajar y aprender, estar en forma y apreciar la buena comida... o, vamos, la comida en general. Habla con nosotras en m.me/ellashablan