Tarjeta de crédito y débito: características a tener en cuenta

Dinero y Carrera  / 

¿Todavía no tienes clara cuál es la diferencia entre una tarjeta de crédito y débito? En este artículo te explicamos las características de cada una de ellas, junto con sus ventajas y sus inconvenientes. De esta forma, tendrás más argumentos para elegir la que más te conviene en cada situación.

¿Cuál es la diferencia entre tarjeta de crédito y débito?

Las tarjetas de crédito y débito te permiten hacer pagos sin necesidad de llevar encima dinero en metálico. Pero la diferencia llega a la hora de gestionar el cobro.

Con una tarjeta de débito realizas la compra y se te descuenta el importe de tu cuenta en el acto. Por lo tanto, debes tener suficiente saldo como para cubrir ese pago. ¿No tienes dinero? No podrás utilizarla.

En cambio, con las tarjetas de crédito sí que puedes comprar algo que necesitas en ese momento sin tener que pagarlo inmediatamente. Por regla general, estos productos admiten tres métodos de pago diferentes:

  • Todo junto a final de mes. Es la mejor opción, pues así liquidarás la deuda y no tendrás que pagar comisiones extra.
  • Establecer una cantidad fija cada mes. Puede parecer muy cómodo porque siempre sabes de cuánto va a ser el recibo de la tarjeta, pero siempre corres el riesgo de ir acumulando compras y al final, no acabas nunca de pagar lo que debes. Otro problema es que si escoges la cuota más baja, acabarás pagando un montón de intereses.
  • Fraccionando el cobro en varios meses. Mucho ojo con esta opción, que es la que suele venir predeterminada. Fraccionar el pago no es gratis (algunas entidades sí que permiten el pago en tres meses sin intereses, pero no todas) y tendrás que pagar una comisión que a lo mejor no te interesa. Tiene una parte positiva, y es que sabrás de antemano cuánto tienes que pagar cada mes y durante cuánto tiempo.

¿Qué tarjeta me conviene?

Dicho esto, parece claro pensar que bien utilizadas, la tarjeta de crédito y débito son ventajosas. Así que la elección de una u otra dependerá del uso que vayas a hacer de ella. Lo más recomendable es tratar de utilizar siempre la de débito para no endeudarte. Además, es la que deberías usar siempre para sacar dinero de los cajeros porque la operación es gratis (si las realizas en un cajero de la misma entidad).

¿Cuándo se puede utilizar la de crédito? En casos de emergencia o cuando sepas que te va a entrar un ingreso en la cuenta con el que vas a poder hacer frente a la deuda. Ahora bien, no es conveniente que la uses para sacar dinero en el cajero porque vas a tener que pagar unas comisiones elevadas.

Qué tarjeta usar para comprar por Internet

Cuestión diferente son las compras online. Cada vez compramos más por Internet, y cada vez somos más confiados a la hora de dar nuestro número de tarjeta. Estamos perdiendo el miedo a que nos roben los datos bancarios, pero los fraudes siguen ahí.

Pasarelas de pago

Por eso, la mejor opción desde nuestro punto de vista son las pasarelas de pago tipo Paypal. Al abrir la cuenta tienes que dar tu número de tarjeta, pero los pagos están protegidos. Además, si tienes problemas con el proveedor, ellos hacen de mediadores.

Tarjetas de crédito prepago

¿No te convence esa opción? También puedes contratar una tarjeta de crédito prepago. Como bien indica su nombre, lo único que tienes que hacer es recargarla con una cantidad de dinero determinada. Al igual que con los teléfonos móviles prepago, el saldo irá bajando según vayas realizando compras.

La mayor ventaja con respecto a la tarjeta de crédito y débito tradicionales es que si la pierdes o te la roban, solo corres el riesgo de quedarte sin la cantidad que tenga de saldo en ese momento.

Son perfectas también para llevar de viaje y controlar los gastos.

Tarjetas virtuales

Otra posibilidad es usar una tarjeta virtual. Dicho dispositivo ha sido creado específicamente para realizar pagos seguros en las compras online. A diferencia de las tradicionales, no tienen banda magnética, por lo que no podrás utilizarlas en comercios físicos ni para sacar dinero en los cajeros automáticos.

Muchos bancos las ofrecen de forma gratuita y te dejan elegir cuánto quieres gastar y la fecha de caducidad.

Compartir
deja tu comentario
Artículos Relacionados

Los seguros de coches para mujeres abrieron el camino. Ahora, las compañías aseguradoras han visto...

Cambiar de trabajo, incluso de profesión, puede parecer una locura tal y como están las cosas. Pero...

Hoy en día no es seguro llevar dinero en metálico, y menos aún cuando salimos de viaje. Está bien...

Sobre el autor

Mamá y periodista. Cotilla por naturaleza, nunca saco el móvil por la calle porque me gusta observar lo que ocurre a mi alrededor. Todo lo que veo me sirve de inspiración para escribir.