Semana 8 de embarazo

Mamá  / 

¡Ya estás en la semana 8 de embarazo! Felicidades, porque ya casi estás en el tercer mes. Tu bebé ya mide unos 2 centímetros.

Desarrollo del feto en la semana 8 de embarazo

¿Quieres saber cómo se está desarrollando tu bebé? Esto es lo que ocurre:

  • Una de las principales diferencias con respecto a las semanas anteriores se produce en la placenta. ¡Esta ya lo está alimentando a través del cordón umbilical!
  • Sus órganos ya están casi formados por completo.
  • Los dedos de la mano están más moldeados.
  • Las rodillas y los codos son visibles.
  • La cabeza todavía es muy grande en comparación con el cuerpo, por lo que se encuentra inclinada hacia adelante. Sin embargo, ya empiezan a perfilarse las orejas, la punta de la nariz y los ojos. Estos están cubiertos por párpados transparentes. También se pueden ver el labio inferior y la mandíbula.
  • La cola del embrión, que hasta hace unas horas era visible, comienza a desaparecer. Enseguida será reemplazada por el coxis.
  • El corazón late a 160 pulsaciones por minutos y en él se diferencian ya las válvulas aórtica y pulmonar.
  • En su cerebro se están empezando a formar vías neuronales. Se desarrollan las áreas en que este se va a dividir: los dos hemisferios y los cuatro lóbulos (parietal, frontal, occipital y temporal).
  • Las células y los vasos sanguíneos del sistema circulatorio también siguen su marcha.
  • El sistema nervioso sigue desarrollándose y ya es posible ver las vértebras de la espalda.
  • El bebé mueve la cabeza, los brazos, las piernas y el tronco, pero tú todavía no lo notarás.

Riesgo de aborto en la semana 8 de embarazo

Ahora vamos a hablar de un tema que no gusta, pero que es una realidad. Durante el primer trimestre de embarazo, la tasa de aborto espontáneo es de aproximadamente el 15%. Este porcentaje aumenta hasta el 25% cuando la madre tiene entre 35 y 40 años y al 50% cuando supera esa edad.

El riesgo es mayor entre las semanas 6 y 8 de gestación, así que todavía debes tener cuidado. Para disminuir esta posibilidad, es recomendable seguir una serie de precauciones durante estas semanas:

  • Si tienes una enfermedad crónica, lo mejor es que acudas al médico antes de quedarte embarazada para que te dé las pautas a seguir.
  • Acude a los controles prenatales.
  • Tómate las cosas con calma. Descansa y trata de evitar las emociones fuertes.
  • No realices ejercicios o actividades que puedan suponer un riesgo para el feto.
  • Lleva una alimentación sana y equilibrada.
  • Si tomas medicación, consulta con tu médico por si esta pudiera interferir con el correcto desarrollo del embarazo.
  • Asegúrate de consumir los suplementos vitamínicos necesarios. Un déficit de ácido fólico, por ejemplo, aumenta el riesgo de aborto espontáneo. El yodo, la vitamina B, la vitamina B12, la vitamina D o el hierro son otros suplementos que se recomiendan tomar desde el principio del embarazo.
  • Comprueba que los niveles de progesterona sean los adecuados. De no ser así, puede que necesites una terapia hormonal.

El cuerpo de la embarazada en la semana 8

Si hasta ahora no habías notado muchos cambios en tu cuerpo, ahora sí que empezarás a ver cómo tu tripita ya no está tan plana. Y es que en la semana 8 de embarazo tu útero ya tiene el tamaño de un pomelo.

También notarás pequeños cambios de humor. Por ejemplo, las hormonas pueden provocar que estés algo más irascible. Incluso puedes sufrir dolor de cabeza, ardor de estómago y/o estreñimiento.

El tránsito intestinal lento se produce por el aumento de las hormonas relaxina y progesterona, además de porque el útero está comenzando a oprimir el intestino. Para evitarlo, debes comer alimentos ricos en fibra y beber abundantes líquidos.

En la semana 8 de embarazo puede que también empieces a notar un dolor que parte de las nalgas y baja hacia las piernas. Eso es porque el útero está haciendo presión sobre el nervio ciático.

Control prenatal

¿Todavía no has acudido al médico? Ya estás tardando, pues lo recomendable es comenzar con los chequeos antes de la semana 9 de embarazo para comprobar que todo va bien.

Hasta la semana 12 no te harán la primera ecografía en Seguridad Social, pero puedes acudir a tu ginecólogo a que te practique una por vía vaginal. También tienes que programar la consulta con la matrona.

El primer paso del control del embarazo es sobre todo, conocer el historial médico de la futura mamá, sus hábitos alimenticios, posibles alergias, saber si ha tenido más hijos, preguntar por los antecedentes familiares y verificar el grupo sanguíneo. También se hará un pesaje y se tomará la tensión para ir controlando la evolución a lo largo de todo el embarazo.

Aunque aún es un poco pronto, puede que tu médico también te pida análisis de orina y de sangre. En estos últimos se mira el hemograma (hemoglobina, hematocrito, número de eritrocitos, leucocitos y plaquetas, y los distintos tipos de leucocitos) bioquímica, glucosa, pruebas de coagulación, grupo sanguíneo y Rh Coombs y anticuerpos irregulares y TSH.

También se realizará la serología para determinar si tienes anticuerpos del virus de la inmunodeficiencia humana (VIH), sífilis, hepatitis B, hepatitis C, toxoplasmosis o rubeola. Y cada vez más, la de citomegalovirus.

Si no estás inmunizada contra la toxoplasmosis, deberás seguir una serie de precauciones. Sobre todo, cocinar la carne a alta temperatura, no comer embutidos o evitar el contacto con heces de gato.

Compartir
deja tu comentario
Artículos Relacionados

¿Sabías que los niños que van al cole sin desayunar son los que tienen más papeletas para engrosar...

Lo ideal sería que los niños comiesen de forma sana y equilibrada, pero a veces es difícil...

Y así, sin darte cuenta, ya has llegado a la semana 10 de embarazo. Uno de los grandes cambios es...

Sobre el autor

Mamá y periodista. Cotilla por naturaleza, nunca saco el móvil por la calle porque me gusta observar lo que ocurre a mi alrededor. Todo lo que veo me sirve de inspiración para escribir.