Propiedades del aceite de coco y sus beneficios

Belleza, Pelo  / 

Las propiedades del aceite de coco lo han convertido en el nuevo truco multiusos en el campo de la belleza y de la salud. Rico en nutrientes que son una ventaja tanto para el organismo como para nuestra apariencia exterior, este aceite parece haber venido para quedarse.

Si todavía desconoces las propiedades del aceite de coco, descubre ahora las razones por las cuales debes agregarlo a tu dieta o, por lo menos, a tus productos de belleza.

Propiedades del aceite de coco

Propiedades nutricionales del aceite de coco

El aceite de coco es especialmente reconocido por su contenido en ácidos grasos saturados. A pesar de su nombre, estos ácidos grasos son buenos para el organismo ya que, al contrario de los insaturados, promueven la reducción del colesterol malo y el aumento del bueno. 94% de la composición del aceite de coco está compuesta de estos ácidos grasos saturados, razón por la cual su textura es sólida a la temperatura ambiente, aunque sea un aceite.

Entre las propiedades del aceite de coco, la que más se destaca es su contenido en ácidos grasos de cadena media que corresponden a 62% del total de ácidos grasos saturados. Estos ácidos de media cadena contienen propiedades antimicrobianas y antifúngicas. Además de ser más fácilmente digeribles, su procesamiento se hace por el hígado por lo que son directamente convertidos en energía en vez de almacenados como reservas de grasa.

Como si no fuera suficiente, entre las propiedades del aceite de coco también es posible encontrar antioxidantes, minerales y las vitaminas E y K, nutrientes importantes para la salud de la piel y pelo.

Beneficios del aceite de coco

Mejora la digestión

Los ácidos grasos saturados del aceite de coco tienen propiedades antifúngicas y antimicrobianas que ayudan a eliminar parásitos y hongos que puedan afectar la digestión. Además, promueven una mayor absorción por el cuerpo de minerales, vitaminas y aminoácidos.

Elimina microrganismos nocivos para el ser humano

Entre las propiedades del aceite de coco podemos encontrar el ácido láurico, un ácido graso saturado reconocido por su poder contra bacterias, virus y hongos. Este ácido es particularmente importante en la eliminación del hongo Candida albicans, responsable por infecciones recurrentes en el ser humano en la boca, tracto gastrointestinal y vagina.

Promueve la cura y cicatrización de heridas e infecciones

Las propiedades curativas del aceite de coco se aplican también a la piel y partes externas del cuerpo. Al aplicarlo sobre una infección crea una capa protectora que promueve la cura del área afectada mientras protege contra virus y bacterias externas transportadas por el aire. Es también eficaz en la cura de moratones ya que acelera el proceso de recuperación de los tejidos.

Refuerza el sistema inmunitario

Su contenido en ácidos grasos saturados con propiedades antibacterianas y antifúngicas, combinado con sus vitaminas, minerales y antioxidantes actúan como un refuerzo del sistema inmunitario contra infecciones y virus.

Hidrata y cuida la piel

Los beneficios de las propiedades del aceite de coco no se limitan al interior del organismo. Este aceite funciona también como un agente hidratante para la piel, pudiendo ser usado como tratamiento para la piel seca y escamosa. Sus antioxidantes combinados con su poder hidratante funcionan también como una crema antiedad que retrasa el surgimiento de arrugas y promueve una piel más flexible.

Por sus propiedades antimicrobianas y antiinflamatorias, el aceite de coco puede además ser utilizado en el tratamiento de problemas de la piel como la psoriasis, eczemas o dermatitis.

Refuerza la salud del pelo

Sus propiedades hidratantes ayudan a promover la salud y brillo del pelo, bien como el crecimiento y aumento de su grosor y volumen. Esta hidratación afecta a la melena, pero también al cuero cabelludo, ayudando a eliminar problemas de caspa y descamación.

Los ácidos de media cadena también aquí tienen un papel importante con sus propiedades antifúngicas ya que convierten el aceite de coco en un producto natural contra piojos y hongos.

 

Las propiedades del aceite de coco están esencialmente concentradas alrededor de su contenido en ácidos grasos saturados, cuyas funciones se extienden a todo el cuerpo. Agrega este aceite a tu alimentación o aplica pequeñas porciones sobre tu pelo o piel y disfruta del lado bueno de las grasas.

Compartir
deja tu comentario
Artículos Relacionados

El cabello fino es un tipo de pelo que requiere cuidado especial, ya que este tiende a romperse con...

Durante muchos años, este tratamiento estuvo limitado a apenas algunos salones de belleza, pero...

Para una mujer coqueta, llevar la manicura hecha es imprescindible. El hecho de tener las uñas...

Sobre el autor

Ávida consumidora de cotilleos de celebridades y tendencias de la moda. Me encanta viajar y aprender, estar en forma y apreciar la buena comida... o, vamos, la comida en general. Habla con nosotras en m.me/ellashablan