60 preguntas incómodas para hacerle a amigos o novios

Pareja  / 

Saber hacer la pregunta indicada en el momento cierto te ayudará a conseguir información de la otra persona. Si tienes el arte y el tacto, puedes indagar y hacer que el otro se sonroje al dejarle fuera de juego con una cuestión que no esperaba. Estos datos te permitirán conocerlo mejor e incluso saber cuáles son las intenciones que tiene para contigo. Para ello, necesitas saber cuáles son las preguntas incómodas para hacerle a un novio o a un amigo.

Las 60 mejores preguntas incómodas que puedes formular

La mejor forma de ampliar tu conocimiento sobre alguien es yendo a la fuente. Por tanto, nada mejor que hacerle preguntas incómodas para sacar a la luz esos detalles que todos preferimos guardar.

1. ¿Qué es lo más loco que has hecho?

Hay hombres que no tienen ningún tipo de vergüenza en contar lo más atrevido que han hecho en sus vidas. Sin embargo, otros se lo piensan dos veces. Y es que para algunos no es fácil recordar aquella noche en la que bebieron demás y acabaron haciendo un trío dentro del mar o en una piscina.

Entre todas las preguntas incómodas, este parece ser un interrogante que te ayudará a conocer más a fondo a tu pareja o amigo. Eso sí, debes tener presente que, tal vez, no consigas la respuesta que deseas a la primera vez. Algunos chicos intentarán divagar o salir airosos de esta cuestión.

2. ¿Quieres hacerlo aquí y ahora?

Si realmente quieres desarmar a tu hombre por completo, esta es la pregunta indicada. Puedes decirle estas palabras en cualquier sala de espera o en una situación tensa. Tanto si es tímido como atrevido, se sonrojará. Ten en cuenta que puede que te saque corriendo de donde estéis para tener un encuentro íntimo desenfrenado lleno de pasión.

A los más introvertidos, quizás el interrogante los paralice. No obstante, sin duda los encenderá y hará que vuestra próxima relación esté llena de fuego.

3. ¿Has sido infiel?

¿Has sido infiel?

Esta es una cuestión que llena de curiosidad a muchos, pero que no todos se atreven a formular, en gran medida, por miedo a la respuesta. Si estáis jugando a verdad o reto puede que te sea más fácil hacer esta incómoda pregunta.

Por muy segura que seas y por mucho que confíes en tu amado, debes saber que sus palabras pueden dinamitar vuestra relación. Por tanto, estate preparada tanto para el sí como para el no. La infidelidad es un asunto bastante difícil de admitir y solo en el contexto adecuado puedes obtener la información que buscas.

4. ¿Qué tipo de películas lujuriosas ves?

¿Te imaginas la cara del chico? Seguro que será de sorpresa, sobre todo si tiene algún particular fetiche que no quiere admitir. A algunos hombres no les gusta hablar de las películas subidas de tono que ven por miedo a que los juzguen.

¿Qué más da si le agrada ver a otros ser dominados o si tiene un gusto particular por los pies en cada vídeo? Será divertido para ambos que lo pongas en esa situación comprometida y se vea obligado a responder. Probablemente, su respuesta te sorprenderá.

Lee también: Películas eróticas para subir la temperatura

5. ¿Eres feliz?

Ver a una persona sonreír no siempre es sinónimo de felicidad. Para muchos, reconocer que no lo son puede ser difícil por miedo a herir a los demás. De ahí que esta sea una de las preguntas incómodas que se le puede realizar a una novio o amigo. Es por ello que debes tener mucho cuidado antes de formular esta cuestión, especialmente si hay otros individuos delante. Tal vez, la otra persona no quiera sincerarse delante de los demás.

6. ¿Cuál es tu mayor miedo?

¿Cuál es tu mayor temor?

Muchos le tenemos miedo a la soledad, a quedarnos sin nuestros padres, a que nos partan el corazón o simplemente a perder el empleo. Dado que vemos estos temores como un punto débil de nuestra personalidad, evitamos hablar de ello para que los otros no nos puedan hacer daño con dicha información.

Si deseas conocer a fondo a tu pareja, ten mucha delicadeza cuando le hagas esta pregunta. Intenta que sea en la intimidad y hacerle ver que deseas averiguar a qué le tiene pánico para apoyarle y ayudarle a superar su temor.

7. ¿Qué es lo más sucio que has pensado sobre mí?

¡Seamos honestos! Todos hemos tenido pensamientos pecaminosos en alguna ocasión, ya sea por nuestra pareja o por ese amigo que desprende un sex appeal que no se puede aguantar. Si le haces esta pregunta a tu chico, aunque al principio se inquiete, podrás saber qué es lo que verdaderamente desea de ti. Así, podrás complacerle recreando esos pensamientos sensuales.

Debes saber que a los hombres les cuesta hablar de sus fantasías porque entienden que no son temas del agrado de algunas mujeres. Sin embargo, es bueno despojarse un poquito de esos tabúes y saber qué le pasa por la mente al otro. Seguro que a ti también te gusta y poder hacer realidad esos pensamientos, disfrutando al máximo como pareja.

Lee también: Preguntas hot para calentar de forma inmediata

8. ¿Qué delito has cometido?

Cuando se trata de conocer a fondo a una persona, basta con saber su peor delito. Puede que solo se haya saltado un semáforo en rojo o que haya robado algo en algún momento. Haciendo esta incómoda pregunta podrás saber cuál es la verdadera moralidad que esconde tu novio o amigo. Bueno, eso si responde la verdad.

9. ¿Quién te cae mal de los presentes?

Esta es una de las preguntas incómodas que pueden desatar una catástrofe entre la pandilla si la persona contesta con sinceridad. Por ello, formula este interrogante cuando estés en confianza y con personas con mucha tolerancia.

10. ¿Te han encontrado dándote placer?

¿Te han encontrado masturbándote?

Para ti puede ser la cosa más graciosa del mundo, pero para él seguro que es una de las más violentas que le tocó vivir. Tanto si le haces este interrogante a tu novio o a tu amigo, seguro que le sacas los colores, sobre todo porque nadie se espera que una chica tenga el coraje de preguntar esto.

11. ¿Qué es lo más loco que has hecho por amor?

Todos hemos hecho alguna vez una locura por amor. Cierto es que, por lo general, los hombres suelen ser los más arriesgados, aunque no les gusta hablar de ello por temor a quedar de romanticones o cursis delante de los amigos. No obstante, a nosotras nos encanta saber lo tiernos que son.

12. ¿Qué parte de mi cuerpo te gusta más?

Además de inquietarlo por el erotismo implícito de la pregunta, puedes hacer que tu pareja se sienta incómoda al no poder decidir qué es lo que más le gusta de tu cuerpo. Debes tener en cuentea que quizás necesite unos minutos para decidirse si lo pillas desprevenido ya que algunos nunca se han parado a pensar esto.

Parecerás atrevida, pero va a revelar lo que vuelve loco a tu hombre físicamente. ¿Apuestas por tus piernas, o mejor tu cintura? Pregúntale de frente y escucha lo que te dice. A lo mejor se vuelve loco por todo tu cuerpo y la que termine sonrojándose eres tú.

Lee también: Señales para saber si le gustas a un chico

13. ¿Cuál es tu opinión sobre los tríos?

Cuestión incómoda, picarona y delicada donde las haya. En el caso de que le te atrevas a hacerle esta pregunta a tu novio, ten en cuenta que lo vas a meter en un aprieto, además de que su contestación te pueda molestar. Por el contrario, quizás su honestidad haga que experimentéis nuevas sensaciones, si tú estás dispuesta a entrar en el juego de tres.

Tú solo tienes que sentarte y esperar a que te dé una respuesta. Seguro que disfrutarás mucho mientras esperas a que él encuentre las palabras ciertas. Y es que ningún novio quiere arriesgarse ante una de las preguntas incómodas que se le ocurren a su hermosa novia.

14. ¿Qué es lo peor de ti como persona?

Esta es una de las preguntas incómodas e íntimas a la vez ya que, como seres humanos, pocas veces nos planteamos cosas tan profundas. Sin embargo, siempre podemos tener una auto percepción de lo que puede ser lo peor de nosotros. No basta con juzgar, sino también se debe conocer la opinión personal del otro para construir lo que pensamos sobre alguien.

Tu pareja puede confesarse contigo y compartir contigo qué es lo peor de sí mismo, desde su punto de vista. Recuerda que es una cuestión que no conviene realizar en público porque puede herirle. Por tanto, espera al momento indicado para hablar sobre esto.

15. ¿Qué es lo que más te gusta hacer en la cama?

¿Qué es lo que más disfrutas en la cama?

No todos los hombres están dispuestos a responder esta pregunta. A muchos les preocupa no decir las palabras correctas. Por tanto, acaríciale, trata de acercarte a él y cuando hayáis alcanzado el suficiente grado de intimidad, lánzale la bomba.

Puede que responda de inmediato y que el hecho de estar tan próximos haga que empecéis a ponerlo en práctica.

16. ¿Cambiarías algo de lo que has vivido?

Este interrogante es para sentarse y pensar. Seguro que hay alguna parcela de la vida que a todos nos gustaría cambiar, aunque no siempre la queramos verbalizar porque es como reconocer que hemos fracasado.

Indagar en lo más profundo de nuestros amigos o novio nos permitirá saber cuáles fueron sus errores y cómo ayudarlo a que no los vuelva a cometer.

17. ¿Te ha gustado alguien de tu mismo sexo?

¡De infarto! Puede ser una de esas preguntas incómodas que ponen a sudar a más de uno. Aunque también pueden sacar una risita nerviosa. Cabe destacar que algunos estudios afirman que muchos de los seres humanos son bisexuales y que en algún momento de la vida han fantaseado o se han acercado sentimentalmente a alguien del mismo sexo.

¿Qué crees que puede responder tu novio ante esto? Seguro te dirá que no. Aunque si es lo suficientemente abierto y sincero contigo, tal vez confiese su aventurilla en la adolescencia. Pero no te preocupes, ahora está a tu lado y se siente seguro de su sexualidad. ¿O no?

18. ¿Te satisfago en la cama?

Siguen las preguntas incómodas. Y como no, esta también tiene que ver con las relaciones íntimas. Decir que alguien no nos satisface en la cama puede ser doloroso, en algunos casos, e incluso ser el detonante para una ruptura. Si lo preguntas en el momento adecuado, tal vez, te diga lo que necesitas oír para buscar ayuda. De lo contrario, puede que dé todo por terminado.

19. ¿Te arrepientes de algún lío o relación en tu vida?

Pueden existir remordimientos en cuanto a una relación anterior. No obstante, de una forma u otra las personas no suelen arrepentirse de ellas porque saben que no serían quién son ahora y no habrían aprendido lo que saben hoy sin ellas.

Cuando un hombre lamenta una relación pasada es porque o los sentimientos involucrados eran fuertes o ha pasado algún drama con la situación. Sea cual sea el caso, es una forma de descubrir más sobre él y dejarlo en una posición sensible.

preguntas incómodas para amigos o novios

20. ¿Ya le has dicho a una chica que la querías sin sentirlo?

Algunas preguntas incómodas pueden ayudarte a definir el estado de tu relación.

Un “te quiero” es siempre un momento importante en la vida de pareja. Pero todas sabemos que hay hombres que lo dicen solo para alcanzar un objetivo aunque no lo sientan. Saber si tu chico lo ha hecho y por qué te podrá ayudar a evaluar sus palabras de una forma diferente.

21. ¿Alguna vez tuviste problemas por culpa de un mensaje picante?

La respuesta a esta pregunta puede tener diferentes escenarios. Quizá escuches una historia divertida sobre cómo su madre vio más de la cuenta o descubras que tu pareja alguna vez fue demasiado lejos intentando ligar con otra chica. Otra de las opciones puede ser que tu chico o tu amigo se metió entre otra pareja sin escrúpulos.

22. ¿Piensas en tu ex cuando estás conmigo?

Hacer esta pregunta es entrar en un campo minado tanto para él como para ti. Así que, avanza con cuidado.

La respuesta ideal sería que no o que sí pero solo cuando compara lo buena que eres o lo feliz que está a tu lado. Pero nunca sabes lo que esperar y puede que no te guste lo que te responda. Ah, recuerda, ¡las comparaciones son odiosas!

23. ¿Has empezado un rumor alguna vez?

Los rumores no tienen que ser negativos. A veces, empiezan como una broma y otras comienzan porque puede traerle más provecho a la persona involucrada. Sin embargo, lo más normal es que sean dañinos para alguien.

Independientemente de la situación, es una pregunta que te ayudará a conocer mejor la personalidad de tu pareja y puede incluso ser útil para que sepas si tienes que prepararte alguna defensa.

24. ¿Te has vengado de alguien alguna vez?

El sentido común dice que la venganza es algo malo y que uno no debe sentirse orgulloso de ella. Por eso, este tema solo está entre las preguntas incómodas si la respuesta es positiva.

Puedes condenar, pero comprender las razones dependiendo de la situación. De todas formas él tendrá que admitir que es rencoroso.

25. ¿Cambiarías algo de mí?

Esta es una de las preguntas incómodas que está en el top para formularle a un hombre. Sabes que si la respuesta es negativa es porque miente y él sabe que tú lo sabes. Por mucho que quieras a alguien, siempre hay una cosita u otra que mejorarías.

Dado que él no va a querer hacerte daño o iniciar una pelea, este estará como un loco buscando la respuesta más segura.

26. ¿Cuál es el archivo más importante que tienes en el ordenador?

Puede que sea una foto de su abuela o un documento con datos importantes. Antes de alcanzar la contestación más inofensiva que pueda pensar, su mente estará trabajando y pensando en otros archivos o quizá fotos que a lo mejor no quiere que descubras.

27. ¿Con cuántas personas has tenido encuentros íntimos?

Tanto si el número es elevado o escaso, puede que tu novio mienta para evitar que tengas una visión de él de donjuán o de modosito. Si le formulas esta cuestión a tu amigo, tendrás más posibilidades de saber la verdad. 

28. ¿Alguna vez has tenido una adicción?

Este interrogante puede ser al teléfono, las drogas, internet o a algún juego, entre otros. Dado que es una cuestión muy delicada, debes encontrar el momento idóneo y tener mucha confianza con la persona.

29. ¿Cómo fue tu peor cita?

Recordar ese momento tan bochornoso puede hacer que os riais un rato. Aunque si el que hizo algo mal fue él, puede que le cause vergüenza remontarse al pasado y revivir dicha situación.

30. ¿Cuál fue el primer pensamiento que tuviste sobre mí?

Ya se sabe que las apariencias engañan, aunque muchos se llevan por las primeras impresiones. Dado que el tiempo pone a cada uno en su lugar, es curioso saber qué fue lo primero que pensó nuestro chico o nuestro mejor amigo la primera vez que nuestras miradas se cruzaron.

31. ¿Cuál es el peor mote que has tenido?

A muchas nos acompaña ese apodo que nos puso nuestro hermano mayor o nuestra madre cuando nacimos. A otros el pseudónimo que adquirieron en el colegio y del cual siempre se han sentido ridiculizados. Una de las preguntas incómodas por excelencia es esta. Saber esa parte secreta de tu pareja te permitirá conocer más sobre su infancia.

32. ¿Matarías a alguien si supieras que no ibas a ser descubierto?

Cuestión indiscreta y comprometida donde las haya. Si la respuesta es sí y encima te dicen el nombre, casi seguro que te caerás para atrás.

33. ¿Cuánto cobras?

En muchas ocasiones esta pregunta puede llegar a ser imprudente y molestar mucho al interlocutor. Por tanto, formúlala solo si tienes mucha confianza. En el caso de tu pareja, puede que descubras que tiene una economía paralela si al cogerlo de imprevisto confiesa cuál es su verdadero salario.

34. ¿Has hecho alguna vez el 69?

Una de las preguntas incómodas que más risas suscitan es esta y que se deben hacer sí o sí a la pareja sentimental o a ese amigo especial.

35. ¿Qué fue lo que te hizo dejar a tu última pareja?

Siempre hay un detonante que dinamita la relación. Conocer este tipo de información te ayudará a no cometer el mismo error que la ex de tu chico hizo con él.

36. ¿Cambiarías a tu pareja por 1 millón de euros?

El dinero no da la felicidad pero sería de hipócritas no reconocer que ayuda, y mucho. Dado que casi todo el mundo tiene un precio, esta es una de las preguntas incómodas que le debes realizar a tu amado para saber si antepone el dinero a ti o viceversa.

37. ¿Qué harías por tener una vida económicamente cómoda?

Cada persona es diferente y tiene valores distintos. Si realizas esta cuestión, te sorprenderás e incluso podrás horrorizarte al conocer la respuesta.

38. ¿Qué has hecho cuando querías irte de una cita?

Tener un encuentro con una persona que te gusta siempre es motivo de alegría. Pero cuando llega el momento y te das cuenta de que no compagináis quieres salir corriendo, pero sin parecer maleducado. Saber cómo zafó tu novio o amigo de esa situación complicada puede ser muy gracioso.

39 ¿Cuál es el tamaño de tu miembro?

Todas sabeos que el tamaño es una cosa que importa, aunque no lo es todo. Para los hombres, la dimensión de su miembro puede ser una cosa de orgullo o de trauma. Si le haces esta cuestión a tu amigo, seguro que se le seca la boca. 

40. ¿Con qué edad tuviste tu primer encuentro íntimo?

Esta es una de las preguntas incómodas que más sonrojan. Cuando formules esta cuestión a tu chico o a un amigo, debes saber que capaz se tomen la revancha y quieran saber con qué edad pasaste de ser una niña a una mujer.

41. ¿Qué edad tienes?

A muchas mujeres les cuesta confesar su edad. De hecho, se sienten incómodas cuando les formulan esta pregunta. A pesar de esta tendencia, cada vez más hay más hombres a los que no les agrada decir en qué año nacieron. Por tanto, estate preparada para no que no te contesten una de las preguntas incómodas que más malas caras pueden suscitar.

42. ¿Por qué no tienes pareja?

Este interrogante puede llegar a herir la sensibilidad de la persona. Por tanto, antes de enunciarlo, piénsatelo dos veces e intenta que no sea en público.

43. ¿Nosotros qué somos?

La mires por donde la mires, esta cuestión se puede considerar como ¡la del millón! Quizás esa persona que es especial para ti, no esté al mismo nivel que tú, en lo que a sentimientos se refiere. Ergo, es importante que estés segura de que quieres hacerla.

44. Del 1 al 10, ¿qué puntuación me darías en el plano sexual?

Aunque puede parecer un interrogante kamikaze, considero que es necesario para que las relaciones íntimas de pareja sean placenteras para ambos. En el caso de que la puntuación sea baja, ¡no te enfades! Aprovecha el momento para charla con tu pareja e intentar encontrar el camino que os lleve a disfrutar al uno con el otro.

45. ¿Has subido de peso?

De las preguntas incómodas con las que más enemigos puedes hacer, sin duda alguna, esta está en el top 5.

46. ¿A quién le has contado la última mentira?

Aunque sea piadosa, una mentira es una mentira. Formulando esta pregunta podrás averiguar con quién no fue o es sincero tu amigo o tu novio. Quién sabe, quizás esa persona seas tú.

47. ¿Qué es lo último que has buscado en Google?

La información que buscamos dice mucho de nosotros. Aunque, a simple vista puede parecer una cuestión inofensiva, si la página que visitó la persona es comprometida, la estarás poniendo en un aprieto.

48. ¿Podrías estar 24 horas sin tu móvil?

Este es el sueño de muchos y muchas. No obstante, por cuestiones laborales o familiares no nos podemos permitir dicho lujo. Algunos te dirán que “no” dado que están adictos a este. Otros, sobre todo a los que les gusta preservar su intimidad, estarían encantados de olvidarse del teléfono por un día, una semana e incluso un mes.

49. ¿Prefieres una cara bonita o un cuerpo 10?

¡Atención con esta pregunta! Si se la formulas a un amigo por el que no sientes nada más allá que amistad, su respuesta solo hará que matar tu curiosidad. En cambio, si se la haces a tu novio o a un amigo especial, saber cuán importante es para él el físico puede que no te guste ya que denota que es una persona superficial.

50. ¿Te agradaría casarte?

Como de preguntas incómodas va la cosa, ya que estás metida en el lío, no te olvides de esta. Si la respuesta es “no”, tienes terminantemente prohibido venirte abajo. Que no desee pasar por la vicaría no significa que no te quiera.

51. ¿Quieres tener hijos?

La sociedad ha evolucionado mucho en las últimas décadas, sobre todo desde la introducción de la mujer al mercado laboral. Nosotras ya no somos esas se quedan en casa a criar a los niños y cuidar del marido. Quizás sea por eso por lo que, en comparación a años atrás, cada vez más mujeres no desean ser madres. Tanto si quieres serlo como si no, es bueno que le preguntes a tu novio cuál es su deseo al respecto porque si uno de los dos quiere y el otro no, será difícil formar un futuro juntos.

52. ¿Sabes decir “no” cuando estás en desacuerdo con algo?

Saber decir “no” es fundamental. Nunca debemos acceder a hacer cosas que no nos apetezcan por el miedo al qué dirán o por complacer a los otros. Sin embargo, hay personas a las que les cuesta poner los límites. Conocer si tu novio o amigo sabe darse su lugar te permitirá averiguar más datos sobre su personalidad.

53. ¿Has espiado alguna vez a alguien?

Cuesta creer que haya algún individuo en la faz de la tierra que no lo haya hecho, aunque sea, una vez en su vida. Si el interlocutor se atreve a confesar su secreto, las risas están aseguradas.

54. ¿Quién ha sido la persona que peor te ha tratado?

Debes tener mucho tacto para enunciar una de las preguntas incómodas que más lágrimas pueden hacer aflorar. Cierto es que este tipo de interrogantes son los que te permiten llegar más a la persona.

55. ¿Cuántos días has estado sin ducharte?

Con la llegada de la pubertad, algunos jóvenes descuidan su aspecto e higiene personal y se resiste a una refrescante ducha. Con total seguridad, si tu chico o tu amigo formaron parte de este grupo, se avergonzarán al confesar cuánto tiempo pasaron sin ducharse.

56. ¿Cuándo fue la última vez que lloraste y por qué?

Dado que la risa no siempre es de pena, puede que la última vez que lloró fuera de risa y contigo ya que siempre que estáis juntos se lo pasa de categoría.

57. ¿Cuáles son los tres adjetivos que te definen mejor en la cama?

Evidentemente, esta pregunta está enfocada con las relaciones íntimas. Claro está que lo que la manera en la que él se defina puede que no sea la misma percepción que tú tienes sobre el asunto. De ahí que esta se enmarque dentro de las preguntas incómodas.

58. ¿Has tenido algún encuentro íntimo con algún superior?

Aunque en muchas empresas no están permitidos, el morbo del poder y de hacer algo que está prohibido seduce a más de uno.

59. ¿Tendrías relaciones íntimas con un familiar?

Hay un dicho refrán popular que dice: “cuanto más primo más te la arrimo”. Antes de lanzarte a la piscina, ten en cuenta que, de entre las preguntas incómodas que se pueden formular, la respuesta de la misma es una de las que más te puede dejar con la boca abierta.

60. ¿Qué opinión te merecen las personas que no se sacan los calcetines mientras tiene un encuentro íntimo?

Las mujeres solemos observar mucho las cosas y sacar nuestras propias conclusiones. A muchas, que los hombres no se quiten los calcetines mientras estamos intimando, no nos gusta. Es bueno saber qué opinión tienen ellos sobre este pequeño gran detalle.

Preguntas incómodas hay muchas. Las respuestas a ellas pueden ayudarte a provocar el siguiente encuentro sexual o a conocer de verdad a esa persona especial. Elige el momento preciso para hacer de detective y sorpréndete con lo que escuches. ¡Suerte!

PUBLICIDAD
Compartir
deja tu comentario
Artículos Relacionados

Tanto para facilitar las relaciones sexuales como para darles un poco más de placer, son muchas las...

Los juegos de mesa son ese tipo de pasatiempos que nunca pasan de moda. Cuando nos reunimos en...

La tecnología nos da la oportunidad de tener al alcance de un solo clic mucha información. También...

Sobre el autor

Lectora apasionada y curiosa por descubrir nuevas maneras de cultivar nuestro bienestar, creo firmemente que debemos cuidar de nuestra mente de la misma forma que cuidamos de nuestro cuerpo.