Peso ideal: las matemáticas del cuerpo

Adelgazar, Salud  / 

El peso ideal es el punto máximo que todas buscamos. Ese punto en el que nuestro cuerpo está en total equilibrio y saludable, lo que lo convierte en el pináculo de atractivo. Sin embargo, las mujeres no somos maniquíes producidas en serie. ¡No! Somos bajitas, altas, con pecho grande, medio, pequeño, con caderas anchas, con caderas estrechas, forma de pera, manzana, fresa y todas las demás frutas que puedas imaginar. ¡Somos únicas!

El peso ideal no es igual para todas y depende mucho de nuestra estatura, tipo de cuerpo, metabolismo, edad, nivel de ejercicio físico, entre muchos otros factores. Pero no desesperes, ¡hay solución!

Índice de Masa Corporal (IMC)

El Índice de Masa Corporal es el cálculo usado por la Organización Mundial de Salud (OMS) para determinar si estás con sobre o sub peso y cuál serían los valores más adecuados a tu cuerpo.

Cómo el valor del peso ideal es distinto para cada persona, la OMS eligió olvidar el aspecto físico y poner el énfasis en la salud. Así, el IMC te provee un intervalo de valores a través de los cuales puedes determinar si tu cuerpo está saludable o se necesita subir o bajar de peso. El hecho de que este cálculo te de un intervalo y no un valor definitivo es lo que te permite adaptar tu peso ideal al tipo de tu cuerpo.

El cálculo es muy sencillo, solo hay que dividir tu peso actual en quilogramos por tu altura en metros cuadrados.

IMC = Peso (Kg) / Altura (m2)

Por ejemplo, si pesas 80kg y mides 1,75m el cálculo sería:  80 / (1.75×1.75) = 26.12 IMC

Una vez que hayas determinado tu IMC solo necesitas consultar la tabla que provee la OMS para determinar cuál tu intervalo:

Tu objetivo de peso ideal y tu cuerpo

En tu busca por un cuerpo bonito y sano, debes siempre anhelar estar en el intervalo de “Peso ideal”. Ese deberá ser siempre tu primer objetivo.

Una vez en ese intervalo puedes adaptar tu peso de entre estos valores hasta que consigas la figura que quieres a través, por ejemplo, de una dieta para adelgazar.

Sin embargo, llegada a este punto lo más probable es que el peso ya no sea tan relevante y te debas concentrar más en el ejercicio físico. Debes buscar un plan de ejercicio que trabaje las partes más complicadas o que menos te gusten de tu cuerpo, para que lo puedas modelar y lograr una figura elegante.

Otros números

Si buscas en internet seguro que encontrarás muchas otras formas de calcular tu peso ideal. Algunas pueden incluir tu edad, la anchura de tu pecho, de tus caderas además del peso y estatura como en el cálculo del IMC. Pero ¡ojo! No te dejes llevar por el primer cálculo que encuentres. Existen miles de variaciones y todas con resultados distintos. El de la Organización Mundial de Salud está comprobado por profesionales y es utilizado por nutricionistas y médicos de todo el mundo, por eso no dudes en usarlo para guiarte en tu demanda por el peso ideal.

El problema con el cálculo del IMC es que no distingue entre masa grasa, masa magra, huesos, etc. Por eso, te dejamos otros dos cálculos que te pueden ayudar a alcanzar tu peso ideal:

1. Calcular el porcentaje de masa grasa

Puedes descubrir este valor muy fácilmente usando un lipocalibre en tu médico o en algunos gimnasios. No obstante, también lo puedes calcular muy sencillamente tú misma y con tan solo 1-3% de probabilidad de error:

Porcentaje de masa grasa =  (1,20 x IMC) + (0,23 x edad) – (10,8 x 0) – 5,4

Puedes evaluar tu resultado consultando la siguiente tabla:

Lee también: 8 trucos para quemar grasa

2. Calcular la Tasa Metabólica Basal (TMB) 

Este puede ser un nombre un poco espantoso pero la tasa metabólica basal no es más que el cálculo de las calorías diarias necesarias a las funciones básicas del cuerpo.

Las necesidades diarias cambian dependiendo de la edad, estatura, peso y género. El principio es muy sencillo: el valor de esta tasa te indica las calorías que tu cuerpo necesita en este momento, según tus datos actuales. Si tu objetivo es adelgazar debes consumir menos calorías que las indicadas. Si, al revés, buscas subir de peso, entonces debes consumir más.

Así puedes calcular tu consumo calórico en reposo:

TMG = (9,56 x Peso en Kg) + (1,85 x Altura en cm) – (4.68 x Edad)

Este valor luego cambia dependiendo de tu nivel de actividad física. Para descubrir tus necesidades calóricas, puedes usar la siguiente tabla:

 

Creemos que con estos cálculos estarás ya lista para trazar tus objetivos y planes para atingir el cuerpo que anhelas pero ¡no queremos presumir! ¿Crees que estos cálculos son de verdad así de importantes? ¿Conoces otros que podrán ser más útiles o fiables? ¡Queremos escuchar tu opinión!

Compartir
deja tu comentario
Artículos Relacionados

El ginseng es una raíz que está cogiendo fama en los últimos años en algunos países de occidente....

Las aplicaciones para los smartphones nos han facilitado mucho la vida. Estas nos permiten llevar...

Las nuevas tecnologías y los smartphones han hecho que nuestra vida sea mucho más fácil. Por...

Sobre el autor

Ávida consumidora de cotilleos de celebridades y tendencias de la moda. Me encanta viajar y aprender, estar en forma y apreciar la buena comida... o, vamos, la comida en general. Habla con nosotras en m.me/ellashablan