Cómo plantear los objetivos de Año Nuevo para llegar a cumplirlos

Dinero y Carrera  / 

Arrancamos la última hoja del calendario y nos damos cuenta de que los objetivos de Año Nuevo que nos habíamos marcado el 1 de enero han vuelto a quedar en el olvido una vez más. ¿Habrá alguien que realmente cumpla los propósitos que se hace a principios de año? A lo mejor el problema está en que no los planteamos correctamente. Así que este año yo me he propuesto hacer un planteamiento realista, a ver si así logro acabar el 2020 aunque solo sea con un objetivo cumplido.

Consejos para plantear objetivos de Año Nuevo

Ponlo por escrito

Cuando vayas a hacer la lista de objetivos de Año Nuevo es mejor que la escribas en un papel. Aunque te parezca una tontería, hay estudios que indican que las probabilidades de cumplirlos es un 40% más alta que si lo haces en el ordenador en la lista de tareas del móvil.

¿Qué te gusta hacer?

Uno de los errores de los propósitos de Año Nuevo es marcarse metas irreales. Es absurdo que tu objetivo sea tirarte en paracaídas si tienes miedo a las alturas o apuntarte a clases de zumba cuando sabes que no es lo tuyo.

Cambia el planteamiento y pregúntate primero qué es lo que te gusta, qué te hace feliz. A partir de ahí, plantea las metas.

Haz una lista corta

Aprender inglés, ir al gimnasio, correr una maratón, adelgazar, viajar a China… Hay veces que la lista de objetivos de Año Nuevo es tan larga que no hay tiempo material para cumplirla. Conclusión: haz una lista corta, que se ajuste al tiempo que tienes libre a lo largo del día.

Céntrate en un ámbito concreto de tu vida

Salud, familia, relaciones sociales, trabajo, ocio… Nuestro día a día está formado por múltiples ámbitos que es normal que queramos cuidar. Pero no podemos pretender ser la mujer perfecta en todo. Así que, para evitar frustraciones, lo mejor es que cada año te centres solo en un aspecto de tu vida.

Relacionado: Claves para alcanzar el éxito personal

Paso a paso

Pongamos que tu objetivo para 2020 sea correr la San Silvestre. No tiene sentido que el primer día ya quieras correr toda la distancia. Tienes que marcarte pequeñas metas, ir paso a paso. Un kilómetro, dos, tres… Seguro que antes de que finalice el año ya estás preparada para completar el recorrido.

La meta debes controlarla tú

A veces nos planteamos metas que se escapan a nuestro control. Imagínate que uno de tus objetivos de Año Nuevo sea encontrar pareja. Eso no depende todo de ti. ¿No sería más lógico que antes te plantees conocer gente nueva?

Date un descanso

El año tiene muchos días, y seguro que alguno se te va a pasar sin que hayas podido hacer lo que querías. ¿No has ido al gimnasio? No pasa nada. ¿Estabas demasiado cansada como para ir a esa clase a la que estás apuntada? Ya irás mañana. También es bueno salir de la rutina de vez en cuando.

Apóyate en los tuyos

Siempre es más fácil lograr algo cuando tenemos apoyo. Por eso es importante que compartas tus propósitos con tu familia y amigos. Cada cierto tiempo, habla con ellos sobre cómo lo llevas. Decirlo en voz alta te ayudará a comprobar si lo estás consiguiendo o no.

¿Cómo lograrlos?

Ahora que sabes más o menos cómo plantear los objetivos de Año Nuevo, verás cómo es más fácil cumplirlos. De todas formas, siempre puedes aplicar pequeños trucos psicológicos, como puede ser el refuerzo positivo. Cada vez que logres cumplir con las pequeñas metas que te has ido marcando, date un pequeño capricho.

También es aconsejable darle la vuelta al objetivo y plantearlo en positivo. Por ejemplo, es más efectivo decir “quiero pesar X kilos” que “quiero bajar los kilos que me sobran”. El ejemplo anterior también sirve para hablar de la importancia de marcarse una meta específica.

Las generalidades no funcionan. Lo mismo se podría aplicar al ejercicio. En vez de hablar de ir más al gimnasio, tienes que concretar: “Los martes y los jueves voy al gimnasio de 7 a 8”.

Compartir
deja tu comentario
Artículos Relacionados

En un momento en el que la tecnología marca nuestras vidas, cobran especial relevancia los métodos...

Marcarnos objetivos profesionales es clave para no quedarnos estancados. Está demostrado que los...

La sacamos, pagamos con ella y no nos damos cuenta de cuánto llevamos gastado hasta que nos llega...

Sobre el autor

Mamá y periodista. Cotilla por naturaleza, nunca saco el móvil por la calle porque me gusta observar lo que ocurre a mi alrededor. Todo lo que veo me sirve de inspiración para escribir.