Navidad en familia: ¿Por qué es tan importante estar juntos?

Mamá  / 

El trabajo, los niños, la casa… Durante todo el año nos pasamos los días corriendo de un sitio para otro y acabamos descuidando a las personas que queremos. Y que nos quieren. Pero hay un momento del año en que frenamos un poco. Celebrar la Navidad en familia es la única manera de reunirnos todos bajo el mismo techo.

Mantener esta tradición es especialmente importante cuando hay niños en casa. Probablemente no vivan esas navidades en familia que teníamos de pequeños, con abuelos, tíos, primos y demás familia. Ahora las familias son más pequeñas, pero no por eso debe perderse la verdadera esencia de estas fiestas.

Razones para compartir la Navidad en familia

Por la ilusión de los más pequeños

Puede que a ti no te apetezca celebrar la Navidad, pero los niños siguen emocionándose con estas fechas. Aunque solo sea por ellos, trata de reunirte con tu familia al menos un día.

Para construir recuerdos

Los niños se merecen tener unos recuerdos felices de la Navidad. Sentir el cariño de sus seres queridos, abrir regalos en familia, hacer alguna trastada con sus primos… Todo eso que tú has vivido, querrás que tus hijos también lo disfruten.

Enseñar valores

La Navidad tiene la capacidad de hacer que las personas sean más solidarias y den más muestras de afecto. Cuando los niños ven a su familia quererse, ellos también se sienten queridos. Eso les proporciona más seguridad en sí mismos y saben que forman parte de algo importante.

Además, ven que no solo se trata de recibir, sino también de dar. Y eso es algo que va a ir calándoles.

Ponerse al día

Hay muchas familias que solo se juntan el día de Nochebuena o el de Navidad. Así que ese momento es el indicado para ponerse al día, zanjar las pequeñas rencillas y disfrutar de la compañía.

Lee también: Consejos para celebrar una navidad ecológica

10 ideas para disfrutar de la Navidad en familia

Aprovechando que los niños están de vacaciones y que el ritmo en los trabajos se ralentiza un poco, la Navidad es una época estupenda para hacer planes con los niños. Disfrutar de la Navidad en familia es probablemente el mejor regalo que os podáis hacer. No se trata de gastar dinero, sino de hacer cosas sencillas.

1. Cantar villancicos

Hoy en día hay muchas familias en las que ya no se cantan villancicos. ¿A que a ti te encantaban de pequeña? Pues revive esos momentos con tus hijos, para que ellos también tengan un recuerdo entrañable de estas fechas.

2. Pasear por los mercadillos

En todas las ciudades ponen mercadillos de Navidad. Compra un cucurucho de castañas asadas y recorre con tu familia los puestos sin prisas, disfrutando de un agradable paseo y contemplando la decoración navideña.

3. Cocinar juntos

Aprovecha también las navidades para reunir a tu familia en la cocina y preparar esa receta que ha ido pasando de generación en generación. No querrás que se pierda contigo, ¿verdad?

4. Hacer manualidades

¿Demasido frío para salir a la calle? Otra forma estupenda de pasar tiempo con tu familia es hacer manualidades sencillas. Podéis crear vuestros propios adornos de Navidad caseros, por ejemplo. Incluso podéis hacer algún adorno para regalar a los tíos, a los abuelos o a los amigos.

5. Realizar visitas

Seguro que hay varias personas que aprecias y que hace tiempo que no ves. La Navidad es el momento perfecto para hacer todas esas visitas que tienes pendiente. Si lo haces con tu familia, el encuentro será aún más especial.

6. Donar juguetes

Papá Noel está a punto de llegar, y luego todavía faltan los Reyes Magos. Enseña a tus hijos a ser solidarios y dedicad unas horas a seleccionar los juguetes que apenas usan. Luego, id al local de recogida juntos.

7. Actividades culturales

En Navidad también hay tiempo para la cultura. Aprovecha que los museos y centros culturales tienen actividades para niños. O visita algún museo para niños.

8. Crear postales

Ya casi nadie manda postales navideñas, y muchos niños ni siquiera saben lo que son. Piensa en alguien especial al que le haga ilusión recibir una y reúne a tu familia para que te ayuden a crear una.

9. Acuéstalos, y quédate un rato

Cuando acuestes a tus hijos, puedes aprovechar para quedarte un rato con ellos mientras se duermen. Cuéntales historias… O deja que ellos te las cuenten a ti.

10. Un tiempo para cada uno

Si tienes más de un hijo, es importante que reserves un rato para hace algo por separado con cada uno. Así se sentirán especiales. Lo mismo con tu pareja.

Compartir
deja tu comentario
Artículos Relacionados

¿Y por qué? Si tienes hijos habrás oído esa pregunta cientos de veces. En ocasiones, tan seguidas...

Ha llegado el momento de volver a romperse la cabeza para escribir la carta a Papá Noel y a los...

Hace unos días recibía en el buzón de casa el primer catálogo de juguetes de este año, y mi hijo se...

Sobre el autor

Mamá y periodista. Cotilla por naturaleza, nunca saco el móvil por la calle porque me gusta observar lo que ocurre a mi alrededor. Todo lo que veo me sirve de inspiración para escribir.