Leche de Quinoa: qué es y cómo prepararla

Alimentación, Salud  / 

Los diferentes tipos de leche vegetal no paran de crecer en popularidad por su riqueza nutritiva sin lactosa. La leche de almendras y de soja son sin duda las más buscadas, pero hay un patito feo entre estas que todavía espera su reconocimiento: la leche de quinoa.

A pesar de todos los famosos beneficios y nutrientes de este pseudo-cereal, la leche obtenida de la quinoa es todavía desconocida por muchas. Resolvemos este problemilla y te contamos todo lo que debes saber sobre esta bebida, si buscas una alternativa sana a la leche de vaca. ¡Y es que además es muy fácil de preparar en casa!

Qué es la leche de quinoa

La leche de quinoa es un tipo de leche vegetal muy sencilla en cuanto a sus ingredientes. Se obtiene a través de la mezcla en una licuadora de este pseudo-cereal cocido con agua. Y ya está. Es tan solamente una forma diferente de consumir quinoa, pero de una manera más versátil ya que podrás disfrutar de ella fría o caliente y añadirla más fácilmente a tus batidos o cereales.

Qué es la leche de quinoa

Propiedades

Puedes esperar encontrar todas las propiedades de la quinoa en su leche.

Esta bebida contiene los 9 aminoácidos esenciales que hacen de la quinoa una proteína completa. Es además rica en fibra, ácidos grasos esenciales (omega-3 y omega-6) y vitaminas y minerales importantes para el bienestar general del organismo. Entre los minerales, se destaca particularmente por su contenido en cobre, hierro, magnesio, manganeso, zinc y fósforo.

Está, además, considerada como una leche baja en calorías y grasas.

De notar, sin embargo, que su contenido en calcio es inferior al de la leche de vaca. En media, un vaso de leche de quinoa tiene solamente 1/10 del contenido en este mineral comparado con una porción igual de la leche tradicional.

Valor nutricional

La leche de quinoa es algo reciente. Aunque tiene definitivamente los mismos nutrientes que la quinoa, todavía no existe información sobre sus valores nutricionales para preparados en casa, ya que los nutrientes están diluidos y parte de la quinoa es colada.

Sin embargo, las versiones empaquetadas ya nos iluminan un poco con sus valores nutricionales. En media, un vaso de esta leche contiene entre 60 a 75 calorías. Aportan, además, entre 1 a 2 gramos de proteína por una misma porción, bien como entre 10 a 12g de carbohidratos y 1 gramo de grasa. Recuerda que las versiones empaquetadas de leche suelen contener aditivos para mejorar su perfil nutricional y sabor, y aumentar su fecha de caducidad, por lo que debes tomar estos valores solo como guía.

Lee también: ¿La quinoa engorda?

Beneficios de la leche de quinoa

La quinoa es reconocida por los innúmeros beneficios que aporta al organismo, fruto de su riqueza y variedad nutricional. Siendo la leche de quinoa el resultado de su mezcla con tan solo agua, podrás disfrutar de estos mismos beneficios con esta bebida, pero de una forma más práctica y fresquita.

Son varios los beneficios de la quinoa, pero entre ellos se destacan:

  • Promueve el buen funcionamiento digestivo e intestinal: ayuda a reducir estreñimientos y sensación de hinchazón, además de prevenir enfermedades del foro digestivo
  • Refuerza el sistema inmunológico gracias a su riqueza nutritiva
  • Provee una sensación de saciedad y satisfacción rápida
  • Reduce los síntomas de TPM y menopausia
  • Apoya la recuperación y tonificación muscular gracias a su riqueza en proteína.

En cuanto a la leche de quinoa, esta también presenta beneficios comparativamente a la leche de vaca. No contiene lactosa ni gluten, por lo que puede ser consumida por personas sensibles o alérgicas a estos componentes. Asimismo, tiene un bajo índice glucémico por sus azucares reducidos y riqueza en proteína, estando así recomendada para diabéticos.

Cómo prepararla: receta de leche de quinoa

Cómo prepararla: receta de leche de quinoa

Ingredientes (para 1 litro de leche):

  • 250 g de quinoa cocida
  • 1 litro de agua (4 tazas de agua para mezclar)

Preparación:

1. Mezcla la quinoa cocida en medio litro de agua usando una licuadora en la velocidad máxima o media, hasta lograr una pasta cremosa. Si no sabes o tienes duda sobre cómo cocinar la quinoa, échale un vistazo a este artículo: Cocinar quinoa: trucos e instrucciones.

2. Agrega el resto del agua a la mezcla y combina de nuevo en velocidad media o alta.

3. Cuela el preparado usando un colador fino o una estopilla y tendrás tu leche de quinoa lista para beber. Guárdala en la nevera para preservarla hasta cuatro días para consumo.

Nota: Prueba agregar una cucharadita de canela o extracto de vainilla junto con el agua en el segundo paso para potenciar su sabor.

Compartir
deja tu comentario
Artículos Relacionados

Empezar bien el día, con energía y cargadas de fuerza y vitalidad es una de las mejores maneras...

Energéticos, vitamínicos y purificantes son solo tres cualidades con las que podemos definir a los...

Seguramente, las personas que estudian detalladamente la tabla de calorías de los alimentos creen...

Sobre el autor

Ávida consumidora de cotilleos de celebridades y tendencias de la moda. Me encanta viajar y aprender, estar en forma y apreciar la buena comida... o, vamos, la comida en general. Habla con nosotras en m.me/ellashablan