Ecografía 4D, lo que debes saber

Mamá  / 

La ecografía ha revolucionado todos los controles prenatales existentes. Permite vigilar la evolución del embarazo así como posibles anomalías fetales. Con los avances tecnológicos ya podemos visualizar de forma real a nuestro bebé. La ecografía 4D es la manera más reciente y actual de reconstruir una imagen estática en tiempo real.

Con este tipo de ecografía se puede obtener secuencias de imágenes tridimensionales en movimiento permitiendo de esta forma un mejor seguimiento del feto.

¿Cuándo debemos realizar la ecografía 4D?

La ecografía 4D se puede realizar en cualquier edad gestacional a partir de las 12 semanas. En el primer trimestre de gestación se realiza vía intravaginal y más tarde por vía abdominal. Durante el segundo trimestre podemos obtener una visión más integral del feto así como una mayor claridad de los rasgos faciales. La edad ideal para la visualización es entre las 25 y 28 semanas de gestación. Hay que tener en cuenta que no siempre es posible obtener imágenes con la misma definición al hacer una ecografía 4D. Estas limitaciones pueden depender de la posición fetal, de la disminución de líquido amniótico o bien placentaria.

¿Cual es la diferencia entre la ecografía 4D y la 3D?

La ecografía 3D utiliza un transductor que reconstruye una imagen en 2D dándole profundidad (3 dimensiones). Así, puede definir los contornos externos del feto. Gracias a su nitidez se puede diagnosticar: fisuras de labio, anormalidades faciales del tronco y extremidades.
La ecografía 4D es la misma ecografía de tres dimensiones pero se suman los movimientos fetales en tiempo real. Gracias a este tipo de imágenes los médicos son capaces de ver cuando tú bebé ríe, llora, se chupa los deditos y cuando duerme.

Es la imagen de mejor calidad que se puede obtener del feto.

Precios

El precio de la ecografía 4D puede rondar los 160 euros o más. Una suma considerable asegurando un buen servicio y calidad en las imágenes.

¿Dónde hacerla?

 

Desde un punto de vista emocional la ecografía 4D es una experiencia única y bonita para los padres que pueden ver a su bebé antes de nacer. Proporciona tranquilidad ya que vemos al bebé en tiempo real y no con esas imágenes en blanco y negro que son borrosas y poco claras. Es una experiencia muy positiva y encantadora, llena de emociones que hará vibrar a los futuros padres.

Compartir
deja tu comentario
Artículos Relacionados

Precio, ubicación, servicios, valoraciones de los huéspedes, estado de las instalaciones, calidad...

TDAH. Trastorno por déficit de atención con hiperactividad. Llevabas años sospechando que tu hijo...

¡Ya estás en la semana 8 de embarazo! Felicidades, porque ya casi estás en el tercer mes. Tu bebé...

Sobre el autor

Madre de tres, esposa, loca por moda y tendencias. Palabra clave: el conocimiento te lleva a todos los caminos. Habla con nosotras en m.me/ellashablan