Contraindicaciones del colágeno: la fuente dicta las propiedades

Salud  / 

Hablar de contraindicaciones del colágeno puede parecer raro, ya que esta proteína es ampliamente usada en cremas y tratamientos antiedad e incluso se recomienda aumentar su ingesta a través de la alimentación. Sin embargo, el papel del colágeno en el mantenimiento de la condición elástica, vitalidad y regeneración de los músculos, distintas fibras, tendones y articulaciones también ha aumentado la tentación de tomar suplementos que ayudan a aumentar su consumo de una forma práctica. Aquí es donde empiezan los problemas.

Mientras que la aplicación tópica es totalmente segura y el colágeno consumido naturalmente es beneficioso, en el caso de los suplementos pueden existir otros ingredientes cuyos riesgos hay que tener en cuenta.

Contraindicaciones del colágeno: cuando lo natural se logra de forma artificial

Riesgo de alergia según la fuente de extracción

El colágeno es la proteína más abundante en el cuerpo de los animales marinos y terrestres (el ser humano está incluido en estos últimos). El pescado, el marisco y los huevos son los alimentos más utilizados como fuentes de extracción por las marcas, aunque no sean las únicas.

En este caso, las alergias no son necesariamente contraindicaciones del colágeno, sino de su fuente. Si tienes algún tipo de alergia a algún alimento como el marisco, por ejemplo, debes leer atentamente el rótulo del suplemento para asegurarte de cuál es el origen del colágeno antes de empezar la toma.

Problemas digestivos

Aunque estos efectos secundarios sean raros, existe la posibilidad de que la toma de suplementos de colágeno pueda provocar diarrea o estreñimiento, acidez estomacal y sensación incómoda de estómago lleno.

Mal sabor en la boca

En su gran mayoría los suplementos de colágeno no tienen sabor. Sin embargo, es común sentirse un mal sabor en la boca después de su toma.

Inhibición del apetito

Si esta es una de las contraindicaciones del colágeno o uno de sus beneficios depende de cada persona. Pero es un efecto secundario que debes tener en cuenta.

¿Tomar colágeno engorda?

En teoría, no. De hecho, uno de los posibles efectos secundarios de la toma de colágeno es la inhibición del apetito, lo que puede resultar en la pérdida de peso.

Sin embargo, hay que tener en cuenta la marca y composición del suplemento. Algunos pueden contener otros ingredientes, como carbohidratos o grasas, que sí pueden engordar.

Cuanto más sencilla y pura la fórmula, mejor.

¿Quiénes no pueden tomar colágeno?

En general, cualquier persona puede tomar estos suplementos, pero hay que tener en cuenta las contraindicaciones del colágeno antes de empezar.

Si tomas suplementos o medicación con calcio, debes evitar tomar colágeno proveniente de fuentes marinas. Como esta proteína es extraída de los cartílagos y huesos de estos animales, sus suplementos ya contendrán altos niveles de calcio, lo que, combinado con otros suplementos o medicación, puede resultar en hipercalcemia.

Las mujeres embarazadas o en proceso de amamantamiento pueden tomar colágeno, desde que este sea totalmente puro, para evitar químicos agregados. Asimismo, deben preferir suplementos de fuentes bovinas, ya que el pescado y el marisco tienen un alto riesgo alergénico y las aves, como las gallinas, son frecuentemente alimentadas con productos que contienen químicos que pueden ser dañinos para el bebé.

Por último, los veganos no pueden tomar colágeno si quieren mantenerse fieles a su estilo de vida ya que esta proteína proviene de fuentes animales.

Cuidados a tener

Elige las versiones hidrolizadas

Los suplementos de colágeno hidrolizado sufren un tratamiento que rompe esta proteína en partículas más pequeñas lo que aumenta exponencialmente su poder de absorción.

Elige las versiones puras

Muchos suplementos incluyen químicos y otros ingredientes añadidos para mejorar su textura, promover una mejor absorción sin recurrir a un proceso de hidrolización, o simplemente para volver el producto más atractivo para los consumidores por los posibles beneficios que puede aportar.

Sin embargo, estos extras añadidos también pueden conllevar contraindicaciones propias. Mientras más puro el producto, mejor.

Ten atención a la fuente de extracción

Si tienes alguna alergia alimentar o sospechas tenerla, lee siempre atentamente los rótulos e ingredientes de los suplementos antes de tomarlos.

Investiga la marca

Antes de decidirte por una marca de suplementos, haz tu tarea de casa y busca información, noticias y críticas sobre la misma.

En los últimos años, en especial en Estados Unidos, varias marcas de suplementos de colágeno han sido retiradas del mercado por contener ingredientes que podían potencialmente aportar riesgos al organismo.

Una vez más, mientras más pura la fórmula, mejor, pero si quieres disfrutar de algo extra, es mejor prevenir que lamentar.

Compartir
deja tu comentario
Artículos Relacionados

La talalgia, el nombre científico del dolor en el talón, es un problema cada vez más frecuente....

No falla. Es empezar a refrescar por las noches y puede que las molestias en la garganta....

Las enfermedades de transmisión sexual (ETS) son infecciones que perjudican a ambos sexos. Estas...

Sobre el autor

Ávida consumidora de cotilleos de celebridades y tendencias de la moda. Me encanta viajar y aprender, estar en forma y apreciar la buena comida... o, vamos, la comida en general. Habla con nosotras en m.me/ellashablan