15 consejos para comprar en rebajas sin perder la cabeza

Dinero y Carrera  / 

Comprar en rebajas es una oportunidad única de conseguir las prendas que deseamos a un precio mucho más asequible. Sin embargo, puede también ser nuestra ruina o una excusa para rellenar nuestro armario de ropa que no nos gusta tanto, solo porque no resistimos al impulso de comprar cuando miramos la diferencia entre el precio inicial y el que nos ofrecen durante este período.

Para evitar caer en la tentación y terminar gastando más dinero de lo que te gustaría, sigue estos tips que tenemos para ti.

Tips para comprar en rebajas y no equivocarse

Haz una lista de lo que necesitas

Si quieres comprar en rebajas para ahorrar dinero, lo primero que necesitas hacer es una lista con lo que te hace falta.

Los precios atractivos pueden hacer que sientas la necesidad de aprovechar los descuentos y que termines con bolsas de ropa similar a la que ya tienes o que ni siquiera te guste tanto solo por el simple hecho de estar más barata. Si caes en esta tentación, lo más probable es que termines gastando más dinero de lo que valía inicialmente la prenda que deseabas en la temporada normal, anulando los beneficios de la rebaja.

Antes de salir de compras, confirma en tu armario cuáles son tus necesidades y concéntrate solamente en encontrar estas prendas en las tiendas con promociones y rebajas.

Compra prendas que estén de acuerdo con tu estilo

Delante de precios más atractivos, es posible que sientas la tentación de comprar una prenda totalmente distinta del estilo que usualmente llevas. Aunque el estilo de una esté siempre evolucionando, debes pensar cuidadosamente si en verdad quieres readaptar tu forma de vestir o si estás simplemente cediendo a la fiebre de los precios bajos.

El problema de comprar una prenda de ropa en colores o cortes diferentes de los que sueles llevar es que eventualmente te enterarás de que no tienes nada que vaya bien con ella. ¿Resultado? Acabarás comprando pantalones, accesorios, chaquetas, camisetas y otras prendas de ropa que no necesitas solo para que puedas combinarlas con la prenda inicial.

Relacionado: Rebajas de invierno 2018: cuándo empiezan y qué comprar

Evita ropas in

Las tendencias cambian a cada año y estación, y las rebajas sirven precisamente para que las tiendas puedan “limpiar” su stock de ropa antes de la llegada de la nueva moda para esa época.

evita ropas in las rebajas

Comprar en rebajas ropas claramente asociadas a una tendencia puede ser un error ya que en algunos meses o incluso solo semanas serán relegadas al fondo de tu armario esperando el paso de los años y su regreso a la moda.

Apuesta en prendas intemporales con calidad

Aprovecha para comprar en rebajas y construir tu fondo de armario con ropas de calidad y con buenos cortes. Blazers, pantalones clásicos, camisetas blancas o vaqueros son ejemplo de estas prendas indispensables en el armario de una y cuyos precios se reducen durante este período.

Considera estas compras como una inversión inteligente ya que estarás adquiriendo prendas intemporales a un precio más atractivo.

Desconfía de descuentos similares y grandes

Esto es válido sobre todo para tiendas multimarcas. Si una misma prenda de una marca presenta una rebaja muy atractiva de, por ejemplo, 70% en varias tiendas diferentes es porque en todas ha vendido mal. Cuando algo así pasa, debes desconfiar. Probablemente esa prenda es de baja calidad o tiene un corte poco favorecedor y el precio atractivo no compensa el gasto.

Lleva ropa ligera y práctica

Cuando una tiene que pagar el valor total por una ropa, tu compra es más ponderada. Te la pruebas y te miras al espejo de todos los ángulos para asegurarte que te gusta y te queda bien antes de invertir en ella. Sin embargo, durante las rebajas esta ponderación se pierde muchas veces y es probable que compres unas o varias prendas sin probártelas solo porque crees que el agobio de ponértelas y su precio no lo compensa, y luego en casa ya verás que tal. El problema es que, si al final no te gusta, es más probable que te quedes con la ropa por la pereza de volver a la tienda para cambiarla por otra cosa.

Llevar ropa ligera y práctica cuando vas de rebajas vuelve las visitas a los probadores menos pesadas e, incluso psicológicamente, podrás sentir más fácilmente la tentación de comprobar cómo te quedan las ropas que estás pensando comprar.

Compra tu talla

Compra tu talla en rebajas

Uno de los problemas de comprar en rebajas es encontrar nuestra talla, ya que las más llevadas suelen desaparecer más rápidamente. No compres solo por comprar, ya que si el corte no se adecua a tu cuerpo eso afectará el estilo que quieres lograr.

Si no encuentras tu talla puedes preguntar si está disponible en otra tienda cercana. En el caso de una respuesta negativa, prueba mirar en los probadores por ropas abandonadas antes de rendirte, ya que muchas mujeres suelen probarse varias tallas y prendas al mismo tiempo para luego dejarlas tiradas en el probador.

No menosprecies prendas con defecto

Muchas tiendas tienen disponible una sección con prendas con defecto a menor precio pero, en rebajas, este valor puede convertirse en prácticamente irrisorio. Aunque a nadie le guste comprar ropa con problemas, no debes menospreciar esta sección.

Podrás encontrar verdaderas gangas solo porque le falta un botón a una blusa o porque tiene pequeñas manchas de maquillaje. Cosas mínimas que podrás arreglar en unos minutos en casa pero que te podrán ayudar a ahorrar considerablemente.

Los probadores son parte de la tienda

En rebajas las tiendas suelen volverse caóticas con la inusual afluencia de gente probándose y comprando ropas. Si no encuentras tu talla o la prenda que estás buscando, haz una visita a los probadores.

Muchas mujeres se prueban varias tallas y ropas que luego se quedan tiradas en buena condición en los probadores. Con el aumento de la carga de trabajo, es normal que no siempre los empleados tengan el tiempo de reponerlas en la tienda hasta que esta cierre.

Ve sola

Comprar en rebajas con amigas es más divertido, pero también más dispendioso. El problema es que tus amigas se podrán convertir en una distracción y hacerte perder la noción de que lo verdaderamente necesitas y/o te gusta.

Visita las tiendas online

Visita las tiendas online en las rebajas

Visitar las tiendas online puede tener una doble ventaja. Por una parte, puedes confirmar cuáles son los productos que estarán de rebaja y su precio final antes de visitar la tienda y así evitar la tentación de comprar otras ropas que no te gusten tanto si la que quieres no está disponible a un precio más barato.

Por otro lado, las tiendas online suelen ofrecer cupones de descuentos u otras reducciones incluso sobre las ropas ya en promoción, por lo que podrás conseguir la prenda que tanto quieres a un precio aún más bajo que en la tienda.

Lee también: Las mejores tiendas de ropa online

Click & Collect

Puedes comprar en rebajas y ahorrarte visitas innecesarias a las tiendas utilizando la opción de click and collect que ofrecen muchas tiendas online. El concepto es muy sencillo, eliges o compras la prenda que quieres y pides que esta sea enviada a una tienda física. Así estarás segura de que cuando visitas el local, el producto que quieres estará ahí esperándote.

Este sistema tiene aún otra ventaja. Al recoger la ropa directamente en la tienda puedes usar los probadores para ver cómo te queda. Si no es tu talla o no te gusta, puedes devolverla o pedir su cambio y así ahorrarte una nueva visita a la tienda.

Suscríbete a los emails de las tiendas

Suscribe los avisos por correo electrónico de tus tiendas preferidas para así ser la primera en conocer la fecha en la que empiezan sus promociones. Te podrás ahorrar visitas a la tienda para confirmar si los productos que quieres están ya a menor precio o evitar perdértelos por esperar demasiado.

Además, muchas marcas ofrecen incluso un período de pre-rebajas destinado a suscritores o clientes fidelizados. Es casi como el equivalente a comprar en rebajas en versión VIP.

Utiliza tu tarjeta de crédito con reembolso

Algunos planes de tarjetas de crédito contemplan el reembolso de un porcentaje del valor por cada pago con estas. Si tienes una de estas tarjetas, ahora es el momento de usarlas. Al comprar en rebajas utilizando este método de pago podrás reducir aún más el precio que estás pagando efectivamente por el producto. Incluso si el reembolso es mínimo, es siempre mejor que nada.

O utiliza efectivo para pagar

Si no tienes una tarjeta con un plan de reembolso, la segunda mejor opción será usar efectivo para pagar en las tiendas. Comprar en rebajas es estar expuesta a un sin número de tentaciones y puedes terminar gastando más de lo que quieres o necesitas. Si has hecho tus tareas de casa y tienes tu lista, puedes hacer el cálculo de cuánto esperas gastar.

Al usar efectivo para pagar tendrás la percepción visual tus gastos y podrás así controlar tus impulsos.

 

Comprar en rebajas implica mucha autodisciplina. Es muy fácil perdernos entre los precios bajos y terminar gastando más dinero que lo deseado. Prueba seguir estos 15 tips para que tu visita a las tiendas durante este período sea más tranquila y sin sorpresas.

Compartir
deja tu comentario
Artículos Relacionados

Hay muchas ideas de negocios rentables que puedes poner en práctica si deseas ganar dinero extra....

Por mucho que queramos ser emprendedoras y tomar las riendas de nuestra carrera, a veces nos falta...

Las mujeres dudamos mucho de nuestro potencial. Es muy común para muchas de nosotras creer que no...

Sobre el autor

Ávida consumidora de cotilleos de celebridades y tendencias de la moda. Me encanta viajar y aprender, estar en forma y apreciar la buena comida... o, vamos, la comida en general. Habla con nosotras en m.me/ellashablan